Jueves, 30 de Octubre de 2014

6791 testimonios en la web

Menú Principal


El precio de las cosas

El precio de las cosas

¿Para cuánto daba una perra chica? ¿Y una perra gorda? ¿Qué podía comprarse con un real? ¿Y con una peseta? ¿Cuánto alcanza un euro?

Es probable que no puedas ver el vídeo porque tienes el Javascript desactivado o una versión antigua de Macromedia Flash Player.

Comprueba que tienes el Javascript activado o el Flash Player más reciente.


Si quieres, lo puedes obtener clicando: Flash Player más reciente.

Si no quieres descargarte el Flash, clica en el link “Vídeo en pantalla completa” para verlo en formato Windows Media.

Total 4/5 3 votos

Enviar

Testimonios del monográfico

Cerrar

Cuando Isabel era pequeña tenía un sueño: tener un muñeco para poder lavarlo y vestirlo. Como en su casa no se lo podían comprar, ella ayudaba a todo el mundo para conseguir propinas. Pasaba el tiempo y nunca conseguía ahorrar suficiente dinero para poder comprárselo. Un día, su padrino de bautizo la sorprendió regalándole una muñeca de cartón. Isabel estaba avisada de que si lavaba el juguete se desharía por completo, pero aún así, lo puso en agua y desapareció. A nuestra protagonista le ha acompañado siempre el recuerdo de aquel muñeco y el deseo que tenía por conseguirlo. Por eso, ya de mayor, decidió comprarse un nuevo muñeco cuando tuvo un sueldo.

Formulario de envío

Cerrar

Formulario de envío del vídeo
Remitente

Destinatario


2014 Creative Commons License Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons